Inicio Historia Imágenes Hermandad Cofradía Patrimonio Enlaces Servicios
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

María Stma. de la Ancilla

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La imagen de María Santísima de la Ancilla en su Mayor Dolor y Traspaso, es una bella imagen esculturada de las llamadas de "Candelero", fue adquirida el 22 de Enero de 1.940 en el convento de las Religiosas Mínimas de Triana (Sevilla), cuya Madre Superiora en escrito enviado al Ilmo. Sr. Vicario General del Arzobispado de Sevilla, con fecha 14 de Noviembre de 1.939, entre otras cosas dice: "Que realmente existe en el Convento una imagen de la Santísima Virgen, de candelero, de tiempo inmemorial", donde tenía la advocación de Nuestra Señora en sus Misterios Dolorosos. Suele atribuirse a Montes de Oca del siglo XVIII.

Fue restaurada por el escultor local D. Antonio Gavira Alba en 1.965, como consecuencia de una caída que sufrió desde el Altar Mayor cuando se celebraban sus Cultos. Y restaurada en 1993 por Álvarez Duarte, que llevó a efecto un nuevo candelero, consolidando su cabeza, recuperando la encarnadura original y realizando unas manos nuevas.

Llama la atención su rostro severo y maduro, profundamente angustiado, pero sin perder ni un ápice de belleza. La mirada baja, el ceño fruncido y el rictus de dolor de su boca entreabierta, le otorgan una intensa expresividad. La cabeza presenta un doble giro hacia abajo y hacia la derecha, la barbilla prominente y redonda, con un característico hoyuelo.

 

 

 

© 2012 -2017 _ Hermandad de la Vera+Cruz _ Mairena del Alcor (Sevilla)